Seleccionar página

TODO EN ORDEN

TODO EN ORDEN

La simetría de la fachada, su color rosa, su tamaño, logran transmitir esa sensación de serenidad y sencillez que continua en el interior.

Si fuera posible decir que “por sus casas les conoceréis”, entonces podría aventurar que el indiano Enrique Junco fue un hombre metódico, prudente, amante del orden y el sosiego.

Su padre, Wenceslao Junco, había emigrado a México, para instalarse luego en Estados Unidos, en Brownsville, donde se casó e hizo fortuna. Padres de nueve hijos, ambos murieron jóvenes.

Fue su hijo Enrique el que mando construir la conocida como Casa de los Junco al casarse con Amelia Mendoza.

El chalé, terminado en 1895 a la entrada de Llanes, es muy sencillo en sus pretensiones, un único volumen cúbico con mirador en el centro sobre la puerta de entrada.

Plácida y sencilla, la de los Junco es la primera casa de indianos de entre las muchas que crecerían a su alrededor pocos año después, haciéndole sombra.

Nota: es un regreso muy deseado, compromisos de trabajo me han mantenido apartado este tiempo.

todo-en-orden-1b21c2 todo-en-orden-1f272f todo-en-orden-3bcf49 todo-en-orden-3e639f todo-en-orden-6c6f51 todo-en-orden-64fde9 todo-en-orden-c1243e

14 Comentarios

  1. David Franqueira

    El elogio a la sencillez y buen gusto (dentro de la época, claro). Es curioso, el salón reluce como si estuviese recién colocado.

    Es una alegría volver a tener noticias tuyas, un saludo Alejandro!

    Responder
    • Alejandro

      Gracias David, como ves parecía un hombre ordenado, que buscaba la simetría en los espacios y la decoración. La casa es tan antigua que, cuando se terminó, aún no había llegado la luz eléctrica. Las lámparas, que son originales, fueron adaptadas posteriormente.

      Responder
  2. José

    Hoy no nos sorprenden los viajes por la mejora de los medíos de transporte, pero en el siglo XIX solo había barcos de vapor, por ejemplo en 1864 vuelve desde La Habana con su familia Wenceslao Junco.

    Responder
    • Alejandro

      José, gracias una vez más por compartir datos. Posiblemente fue de los primeros barcos de vapor que hacían la ruta trasatlántica, por la fecha que mencionas.

      Responder
  3. Xurde Portilla

    ¡Bienvenido de nuevo! Esta tarde mientras paseábamos, me acordé de que hacía unos días que no te visitaba, y ya veo que has vuelto, y me alegro.

    Responder
    • Alejandro

      Gracias Xurde, igualmente.

      Responder
  4. Mª Luisa

    Bienvenido de nuevo Alejandro. Se te echaba en falta, y a esas entradas con casas maravillosas. Estoy deseando poder adquirir el libro que por lo que veo ya está terminado. ¿Cuan podremos tenerlo entre nuestras manos??.Un saludo.

    Responder
    • Alejandro

      Mª Luisa, cerramos el libro, su producción, ayer. Con todas las bendiciones y los mejores deseos. Ahora estamos esperando fecha de imprenta, pero, en menos de un mes, el libro estará disponible. Muchas gracias por tu interés, y bienvenida de nuevo a tí también.

      Responder
  5. Ramón

    Saludos Alejandro, un placer ; como siempre. La casa parece que se conserva en muy buen estado para tantos añitos. Deberían aprender otros que pueden conservar las suyas y no lo hacen.

    Responder
    • Alejandro

      Está bien conservada, más modesta que otras, pero en buena forma. Saludos.

      Responder
  6. Ángeles Sarmiento

    Qué bien que hayas vuelto, echaba de menos la lectura y fotografías tan maravillosas de tu blog.

    Responder
    • Alejandro

      Gracias Ángeles, ha sido una mezcla de exceso de trabajo y terminar el libro que finalmente está acabado, qué alivio!.

      Responder
  7. Martín

    Gracias gracias gracias gracias… 🙂

    Responder
    • Alejandro

      Gracias Martín, estoy encantado. Este blog me da muchas satisfacciones.

      Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En cumplimiento de lo establecido en la RGPD, le informamos que sus datos serán tratados en nuestros ficheros, con la finalidad del mantenimiento y cumplimiento de la relación con nuestra entidad, incluyendo el envío de comunicaciones en el marco de la citada relación.

Así mismo, puede ejercitar sus derechos ARCO (acceso, rectificación, cancelación y oposición) ante ALEJANDRO BRAÑA, S.L, con dirección en Avda. de La Camocha 335 33391 Vega – Gijón, Asturias, adjuntando fotocopia de su DNI.

CATEGORÍAS DEL BLOG

SUSCRÍBETE A ASTURIAS POR DESCUBRIR




Consigue acceso inmediato a la colección Arquitecturas Olvidadas y un 10% de descuento para tu primera compra en nuestra tienda.



ÚLTIMOS COMENTARIOS

ACCEDER