el-milagro-de-sestelo-9fab57

EL MILAGRO DE SESTELO

En Indianos por Alejandro Braña6 Comentarios

Y se hizo la luz. El indiano construyó una minicentral eléctrica sobre el cauce del río Suarón a 300 metros de su casa.

Ángel Pérez había hecho fortuna en Estados Unidos comerciando con pieles entre ese país y Cuba. A su vuelta, se trajo la tecnología para llevar adelante su proyecto en 1921 y dar luz a una amplia zona del valle. Los vecinos de Castropol y Vegadeo la llamaron “la luz de Sestelo”.

Al estallar la Guerra Civil, el indiano tuvo que salir huyendo, era socialista y masón, y sacar a su familia poco después rumbo a Estados Unidos.

Tras la contienda, la casa fue destinada a orfanato, pero su hija Raquel, que apenas había conocido la casa de niña, regresó en los años 50 para recuperar la propiedad y vivió allí durante más de 10 años.

La central nunca más volvió a funcionar, y la casa está totalmente vacia, pero permanece un paraje de gran belleza y el sueño dormido de un indiano singular.

Si estas por la zona, acércate también hasta aquí.

el-milagro-de-sestelo-7d030f

el-milagro-de-sestelo-4a89b5

el-milagro-de-sestelo-9ca2ca

el-milagro-de-sestelo-55c08f

el-milagro-de-sestelo-8caff5

el-milagro-de-sestelo-37cd69

Alejandro BrañaEL MILAGRO DE SESTELO

Comentarios

  1. Ramón

    Dan ganas de saltar dentro de la pantalla a darse un chapuzón, aunque el agua estará congelada… nos acercas un paraje increíble y espero que salga adelante algún proyecto para ese lugar de cuento. Saludos a todos.

  2. Mª Luisa

    ¡¡¡Cuantos lugares como este hay en Asturias!!! Transmiten serenidad y una paz infinita. A mi me ocurre con la cascada de Oneta, que por mas veces que vaya nunca me canso de contemplar su entorno y escuchar el ruido del agua al caer. Nunca he estado en Sestelo, pero prometo una visita las proximas vacaciones en 2012; las de este año ya finalizaron.

    Un saludo.

    1. Alejandro

      Apuntatelo Mª Luisa, merece una excursión, para luego seguir hasta el mazo de Meredo, 3 Km. más allá.

  3. Katherine Hall French

    Mi Bisabuelo Ángel murió en la Habana en Octubre 1941 de un apendicitis. Hace poco encontré una carta de 1951 de Elena Pérez, hermana de Ángel, para su cunada (mi Bisabuela) Felicidad viviendo en Boston. En la carta le contaba que la familia podía regresar a tomar posesión de Sestelo ya que iba a dejar de funcionar como orfanato. En la carta decía que si ella (Felicidad) todavía tenia miedo de regresar podía mandar una de sus hijas (sugería que Carmen viniera). Llegó mi Abuela Carmen con mi Abuelo Thayer y sus 3 hijos: Dany, Pedro y Carmencita. Mi padre es Dany. Todavía guardo el pasaporte original de mi padre y sus dos hermanos. El viaje a Sestelo fue muy largo empezando desde Alameda, California, una isla en la bahía de San Francisco. Salieron en su nuevo 1953 Ford Ranch Wagon. Mi abuelo condujo los 4675 kilómetros a NY para embarcar a Barcelona. Desde Barcelona condujo los demás 1000 kilómetros. Llegaron a Sestelo en 1953 mi padre tenia entonces 6 anos. Se quedaron hasta principios de 1956 – justo antes de que nació mi Tía Therese. Después llegó Raquel con su esposo Carlos Víctor y sus tres hijas.

    1. Alejandro

      Katherine, esto es apasionante. Muchas gracias por compartirlo con todos nosotros. Un abrazo.

Dejar un comentario