Seleccionar página

DOS AVENIDAS PARA SOÑAR DESPIERTO

DOS AVENIDAS PARA SOÑAR DESPIERTO

En esa época prodigiosa de comienzos del siglo XX, una lluvia de millones cayó sobre Llanes.

El retorno paulatino de los emigrados, fundamentalmente a México, facilitó el crecimiento de la villa con el ensanche de La Concepción y la salida por la Avda. de la Paz en dirección oeste.

Sobre estos dos nuevos ejes vinieron a establecer sus flamantes residencias los indianos. Actualmente, aún podemos disfrutar de la mayoría de estas casas, situadas a pie de calle.

Hoy nos detenemos en la Avda. de la Paz, entrando desde Poo de Llanes con la boca abierta, para ver el Chalé Azul (1902), el chalé de Don Quincón, y la casa de Román Romano, para terminar con dos edificios promovidos por indianos y de claro acento cosmopolita.

Por supuesto, nos queda por ver en este recorrido el espléndido edificio del Casino, pero éste merece una entrada aparte.

En próximos días, el Casino y las casas del ensanche de La Concepción.

A 37459

dos-avenidas-para-sonar-despierto-006c4c

dos-avenidas-para-sonar-despierto-2361b4

dos-avenidas-para-sonar-despierto-de2a66

dos-avenidas-para-sonar-despierto-20db54

dos-avenidas-para-sonar-despierto-7a1e2d

6 Comentarios

  1. VALENTINA RODRIGUEZ

    esta es la casa de mis bisabuelos roman romano y me encanto

    Responder
    • Alejandro

      Gracias Valentina por asomarte a este blog. Nunca he podido fotografiar la casa de Román Romano por dentro, así que quizás algún día pueda mostrarla aquí. Un saludo. 

      Responder
  2. Ascen

    El viernes me fui a Llanes con la tarea de localizar el medallón que has colocado en la foto que abre la entrada. Al final ha sido trabajo de última hora y como suponía no lo he encontrado.Yo también recuerdo el chalet azul totalmente abandonado, viendo entrar las cabras por la puerta del semisótano. Besos

    Responder
    • Alejandro

      Ascen, el medallón está en una calle lateral que da a la avenida, pero no recuerdo el sitio exacto, creo que muy cerca de la estación de tren. Yo no recuerdo las cabras entrando en la casa, afortunadamente, pero sí el abandono total. Fue una sorpresa verla «renacer». Besos.

      Responder
  3. Mariam

    Ay, Llanes, mi debilidad!! Si cierro los ojos, aún me veo entrando por la avenida de la Paz, caminando desde Poo (adolescente sin coche!) y echando siempre un vistazo al chalet de d. Prudencio (ahora chalet Azul), decrépito, semiabandonado, sin pintar, con el jardin asalvajado y una cochambrosa canasta de baloncesto colgada en la fachada posterior. No hay cosa que me guste más que deambular por los sitios sin prisa y sin dirección previa, y me encanta hacerlo en Llanes aún hoy, en otoño, cuando se van los turistas y todo vuelve a ser lo que es.
    En la misma avenida está un edificio de viviendas, el Borinquen, que se hizo con capital indiano, y es de estilo racionalista, muy años 30. No es que sea nada sensacional pero a mi siempre me llamó la atención, aunque de aquella la gente decia que era horrible y que lo mejor era tirarlo y hacer un edificio «curioso» y no aquel adefesio. Aunque estaba bastante abandonado (ya no), menos mal que no se tumbó, como tantos otros, porque si no sabias ver un poco más allá, la verdad es que de espectacular (comparando con otras edificaciones de la villa) tenia muy poco.
    Saludos.

    Responder
    • Alejandro

      Mariam, a mí me ha pasado a menudo con la arquitectura racionalsta. Al ser esta menos llamativa y yo, solo un aficionado a la arquitectura que va cogiendo cosas de aquí y de allá, a veces los edificios de este estilo tan austero me han parecido horribles, o fríos, o cosas peores. Con el tiempo he aprendido a quererlos. Como dices, el edificio Borinquen está justo frente al Chalé Azul y fue encargado por el indiano Francisco Marcos Purón en 1932. Más adelante, en esa misma acera, está el chalé de D. Pancho, también de estilo racionalista y construido ese mismo año. Saludos.

      Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En cumplimiento de lo establecido en la RGPD, le informamos que sus datos serán tratados en nuestros ficheros, con la finalidad del mantenimiento y cumplimiento de la relación con nuestra entidad, incluyendo el envío de comunicaciones en el marco de la citada relación.

Así mismo, puede ejercitar sus derechos ARCO (acceso, rectificación, cancelación y oposición) ante ALEJANDRO BRAÑA, S.L, con dirección en Avda. de La Camocha 335 33391 Vega – Gijón, Asturias, adjuntando fotocopia de su DNI.

CATEGORÍAS DEL BLOG

SUSCRÍBETE A ASTURIAS POR DESCUBRIR




Consigue acceso inmediato a la colección Arquitecturas Olvidadas y un 10% de descuento para tu primera compra en nuestra tienda.



ÚLTIMOS COMENTARIOS

ACCEDER