LA VISIÓN DEL AHORCADO

In Palacios by Alejandro Braña2 Comments

En esta ventana del Palacio de Cienfuegos se sentaban plácidamente los Condes a contemplar las ejecuciones en la horca; entonces no había televisión.

Estamos en la conocida como habitación de los reyes. Todavía hoy se identifican desde la ventana el árbol y las dos rocas donde tenían lugar las ejecuciones.

El Palacio de Cienfuegos, en Pola de Allande, está situado en un enclave defensivo dominando un hermoso valle y lo que hoy es la capital del Concejo de Allande. El Palacio tiene su origen en una fortaleza del siglo XIV. De ella se conserva el zócalo con unos muros de dos metros de espesor y unas altas y estrechas puertas por las que los nobles entraban a caballo “hasta la cocina”.

El Palacio ha tenido sucesivas ampliaciones a partir del siglo XVI hasta completar esta imponente figura de aspecto inexpugnable compuesta de cuatro torres y un patio central. Los interiores están casi vacíos y en muy mal estado, con zonas derrumbadas. Conserva algunos restos, como el llar, otra cocina anterior con el horno de pan, y el mobiliario del cuarto de los reyes, que corresponden a la última época que estuvo habitado a finales del siglo XIX.

A 44208

A 44192

A 44199

A 44186

A 39364

Comments

  1. Creo que a estos rincones les llaman “parladoiros” ¿no?.

    Hay que ver, como un lugar que, debería ser para el relax y la conversación, lo convertían en mirilla, para ver como les quitaban la vida a los acusados. Da escalofrios.

    Observando las cocinas y estancias en general de estos palacios-castillo, llegas a la conclusión, de que, cualquier vivienda hoy en dia, por humilde que sea, es infinitamente mas confortable que estos edificios que habitaban los mas poderosos, que eran dueños de vidas y haciendas.

    Las fotografias muy buenas, y descriptivas de lo dicho anteriormente.

    1. Mª Luisa, como cuento en el texto, el Palacio está en muy mal estado, todo abierto y medio derruido. Pasé mucho frio haciendo las fotos y pisaba con cuidado para ver si seguía teniendo el suelo bajo mis pies. Lo de “parladoiro” lo desconozco, tengo que mirarlo. Un saludo.

Leave a Comment