EL MAESTRO KAULAK

In Indianos by Alejandro Braña4 Comments

Acudir al estudio del fotógrafo fue, en una época no tan lejana, un acto solemne reservado, en muchos casos, a las clases adineradas de la sociedad.

Antonio Cánovas del Castillo y Vallejo, conocido como Kaulak (Madrid, 1874-1933) era sobrino del insigne político, y ocupó varios cargos públicos antes de dedicarse a la fotografía.

En 1904 abrió un estudio en la calle Alcalá número 4 por donde pasó la alta sociedad madrileña incluída la realeza. Cultivó un retrato pulcro, sin artificios, ajeno al pictorialismo tan de moda en aquella época. Sus fondos fueron adquiridos por el Estado, ejerciendo el derecho de tanteo, en una subasta en el año 2004.

Entre las fotos que me envió Pelayo Jardón están los retratos de Eduardo Jardón y Teresa Ron, su mujer, Eduardo Jardón vestido de gaucho, y una curiosa foto donde aparecen Carlos y Francisco Jardón (izq. y dcha. de la imagen) y el propio Kaulak detras con bonete.

Hablamos de la familia Jardón en este blog aquí y aquí.

el-maestro-kaulak-4131f1

retratos-kaulak-bcbaa4

retratos-kaulak-63fdfd

el-maestro-kaulak-42185f

el-maestro-kaulak-a1e888

Comments

  1. Tengo 76 años, y de chaval conoci a la familia Jardón, Pacorrete, Jose Maria, Lola, Ignacio, Teresa, Conchita, etc etc.
    Con ellos jugué, nos bañabamos en las Salseiras y jugabamos al criket en La Capilla, haciamos nuestras excursiones etc, disfrutando de nuestros quince años, Yo vivo en San Sebastian y algunas veces pienso con nostalgia en aquellos días, muy felices diria yo, y pensando que habra sido de todos ellos. Los recuerdo y los llevo en el corazón. Fueron veranos inolvidables.

    1. Author

      Julio, muchas gracias por compartir esos recuerdos. Creo que no conozco las Salseiras y me llama la atención que jugaran al criket, supongo que estaba de moda entonces entre los más adinerados. ¿No ha vuelto por el Palacio Jardón desde entonces?

    1. Author

      Alberto, curiosa coincidencia, una especie de viaje en el tiempo. Saludos.

Responder a Alberto Eduardo Jardon Lopez Cancelar respuesta